25 nov. 2014

Odio y amor, o solo odio.

Cuando te preguntaron por tu fin de semana ,
contestaste ' ocupado y divertido'...
¿Sabes que contesté yo?
No, no lo sabes. No hubo respuesta.
Fue demasiado tedioso como para explicarlo con palabras.
Y ya no solo por el curso,
que se me está haciendo realmente largo,
sino porque tu recuerdo me consume.

Cada día es un día menos para verte,
y un día más de odio.

Odio estar lejos,
odio que no me eches de menos,
que no te afecte,
odio que no me escribas
y que te sea insignificante.

Odio confiar en ti,
soñar contigo,
leerte,
escucharte,

y que todo esto sea lo lejos,
en las sombras.

Estoy aquí ¿sabes?

Lo odio:
que no me leas,
que no me busques,
que no me veas,
que no me quieras.



No hay comentarios:

Publicar un comentario